Viajar con niños no es una misión imposible

Viajar con niños es complicado. Ya sea porque son muy revoltosos, muy pequeños o demasiado inconformistas, hay veces que los padres se tiran de los pelos a la hora de elegir un destino en el que pasar las vacaciones.

Las casas rurales son una opción rentable que puede convertirse en la idea para viajar con los más pequeños de la casa.

El turismo rural es un sector con un crecimiento imparable en España. Según los datos de Mayo de 2015 del INE, cada año son 278.539 personas las que se hospedan en los más de 15.500 alojamientos rurales que se estima que hay en España. Este número de viajeros se eleva al número de 634.190 personas si contamos las estancias de sólo una noche.

viajar-con-ninos

Las casas rurales se han convertido es una opción que se adapta a todos los gustos y bolsillos. A la hora de buscar nuestro destino de vacaciones, debemos tener en cuenta otro factor: cuando estamos planeando un viaje lo que realmente buscamos es una experiencia. Cada vez queremos cosas más originales, distintas y únicas.

Con un número tan elevado de establecimientos rurales en España, es relativamente fácil encontrar un lugar que se adapte a tus necesidades, y a las de tus pequeños. Cuentas con la opción de encontrar una casa rural que se adapte lo mejor posible a las necesidades de tu familia.

Si tienes un recién nacido y no quieres renunciar a unos días de tranquilidad, algunas casas rurales te lo ponen fácil. Por ejemplo, en Cal Roig , en Barcelona, no hará falta que lleves la casa acuestas. Allí encontrarás todo lo necesario para atender a un bebé: cunas, bañeras, hamacas, hamacas de baño, cambiadores, tronas… el equipamiento no pude ser más completo. Por si fuera poco, en Cal Roig tienen también una cabaña especial llena de juegos para que los niños pasen horas de diversión interminables.

Tal vez tu objetivo sea descansar y recuperar fuerzas para volver a la rutina con tus pequeños. Por ello hay alojamientos como la Casa Batlle  en Lleida, en los que no sólo encontrarás unas instalaciones adaptadas para niños (como un parque infantil, una cama elástica o una piscina), si no que si quieres salir por la noche, tendrás a tu disposición un servicio de canguro para que puedas disfrutar tu estancia al máximo.

A lo mejor lo que estás buscando es un lugar dónde tú y tus niños estéis entretenidos las 24 horas del día. Para ello podéis optar por un sitio como Resort Campero  , en Sevilla. Pistas de padel y billar para los más mayores y piscina, pista de fútbol, camas elásticas, mini-golf, baloncesto, ping-pong y tiro en arco para disfrutar en familia. La granja que tienen dentro del recinto hará las delicias de los más pequeños, que podrán pasar la estancia conviviendo con los animales y ayudando a su cuidado.

Por último, seguro que algunos de vosotros lo que buscáis es privacidad y unos días de aislamiento. ¡Y estáis de suerte!, lugares como la Masía Mas Fuselles en Girona harán que los niños no puedan parar de divertirse. Piscina Infantil, castillos hinchables, un rocódromo, un laberinto, un campo de fútbol e incluso una tirolina. Los sábados la propia masía organiza un día repleto de actividades para los niños, para que los padres puedan descansar y disfrutar de unas merecidas vacaciones.

Aquí sólo hay cuatro casas de la infinidad de opciones que te brindan los alojamientos rurales de España. No te lo pienses más, turismo rural más niños da el resultado adecuado.

 

Deja un comentario